SCORM, ¿única opción en e-learning?

En la red hay infinidad de información sobre el estándar SCORM y sus particularidades. Una explicación sencilla y aclaradora sobre el mismo nos la da Noa Orizales (@elearningcd) en el blog de Contidos Dixiatis, por lo que aquí no dedicaré más líneas a repetir con peores palabras lo mismo.

Creo que puede ser más interesante utilizar las siguientes líneas para reflexionar sobre si los que nos dedicamos a la formación no tenemos más alternativas al SCORM a la hora de crear nuestros contenidos.

Uno de los fines de la formación profesional para el empleo, y por ende, de la programada por las empresas es "atender a los requerimientos del mercado de trabajo y a las necesidades de las empresas, proporcionando a los trabajadores las competencias, los conocimientos y las prácticas adecuados". Por esta razón, en muchas ocasiones deberemos crear contenidos adaptados a las necesidades específicas de una empresa, no reutilizables para nadie más. En estos casos, si no contamos con herramientas de autor o con conocimientos necesarios para empaquetarlos en SCORM, posiblemente no sea rentable elaborarlos.

Por ello debemos tener alternativas a los contenidos SCORM que no nos dejen atados de pies y manos por sus costes de elaboración o por tener que depender de terceros (proveedores de contenidos) cada vez que tengamos que hacer una adaptación o cambio por pequeño que éste sea.

Los principales LMS cuentan con herramientas integradas para crear contenidos, evaluaciones, ejercicios, tareas, etc. que en muchos casos pueden ser una interesante alternativa a los contenidos SCORM. Las ventajas de éstas son la rapidez a la hora de crear contenidos, sencillez de uso e independencia a la hora de modificar y mejorar su contenido.

Tener en cuenta esta alternativa para la creación de nuestros contenidos no significa desechar los contenidos SCORM. Aunque es cierto que la formación siempre deberá estar adaptada a las necesidades reales de la empresa, en muchas ocasiones los contenidos que creamos para una empresa pueden utilizarse perfectamente para otra. Aquí es donde los contenidos SCORM tienen su mayor potencialidad: sus posibilidades de reutilización.

Con todo, pienso que no deberíamos dejarnos cegar por el brillo de los contenidos SCORM y no contemplar más alternativas a la hora de crear nuestras acciones formativas. Deberemos analizar en cada caso cuál es nuestra necesidad y nuestros recursos para optar por una vía de creación de contenidos u otra.

Un abrazo.

Comentarios